Graciela Toledo Muñoz

Cestería

Cutemu, Paredones, Región del Libertador General Bernardo O’Higgins, Chile

Reconocimientos:

  • sello-artesania-indigena.svg

Reconocida maestra cestera en paja de trigo ligún, con 40 años de oficio, el cual es una tradición centenaria en su localidad, en Cutemu, Región de O´Higgins.

Confecciona con trenza de trigo -en color natural y teñido con anilinas- joyas y artículos para el hogar y decorativos, incorporando innovaciones en los diseños. Sello de Excelencia a la Artesanía 2018 y Sello Manos Campesinas 2019

Reconocida maestra cestera en paja de trigo ligun, con 40 años de trayectoria, primero como trenzadora y, luego, como artesana, en un oficio que es una tradición en su familia y en su localidad, Cutemu, Paredones.

Confecciona con trenza de trigo joyas -como aros, colgantes y pulseras-; artículos para el hogar-como individuales, posavasos, servilleteros, canastos y paneras-; y decorativos, como llaveros, marcadores de libros y sombreritos.

Aunque su trabajo es tradicional ha incorporado innovaciones en sus piezas, como tintes artificiales y nuevas terminaciones y diseños.

Una de las características de sus objetos es que son lavables, ya que la materia prima no sufre daño al someterse al agua.

La artesana se involucra en todo el proceso de la paja de trigo, que incluye su siembra, cosecha, sacado, refregado y descapullado. Luego viene el trenzado a mano con 5, 6 o 7 pajas. Una vez hecha las trenzas estas se lavan, estiran, tusan con cuchillo y machacan para quedar listas para confeccionar artesanías.

Su trabajo de calidad ha sido expuesto en diversas ferias a lo largo del país, además de recibir importantes reconocimientos como el Sello de Excelencia a la Artesanía 2018 (Comité Nacional de Artesanía), Trayectoria a la Artesanía 2018 (Municipalidad de Paredones) y el Sello Manos Campesinas 2019 (Indap).

 

Recorre el taller de Graciela

Conoce el trabajo de Graciela

Joyas y artículos para el hogar y decorativos confeccionados en paja de trigo ligún, por artesana con 40 años de oficio, heredera de una tradición cestera centenaria en Cutemu. Sello de Excelencia a la Artesanía 2018.